DSJ19 4 abril, 2020

Según un informe del programa La Cornisa, la obra social de Camioneros lo compró en $ 10 millones en 2009. Y dos años después se lo habría vendido en $ 334 millones al gremio de Moyano.

El sanatorio Antártida que fue inaugurado dos veces por Hugo Moyano y no funciona escondería un posible fraude, según reveló este domingo el programa La Cornisa, que conduce Luis Majul.

De acuerdo con un informe del programa periodístico, la obra social de Camioneros lo compró en 10 millones de pesos en 2009. Y dos años después se lo vendió al sindicato -también conducido por los Moyano- en 334 millones de pesos.

En el programa se mostraron los documentos que probarían una maniobra fraudulenta.

La diputada por Cambiemos Graciela Ocaña sospecha que la enorme diferencia entre el monto de una operación y la otra en el sanatorio Antártida se explica por dos maniobras. Una: para justificar la millonaria refacción que estuvo a cargo de Aconra, la constructora de Liliana Zulet, esposa de Moyano. Y dos: la necesidad de bajar el enorme déficit de la obra social.

Ahora, la obra social de Camioneros tiene un déficit de 1.263 millones de pesos, informó La Cornisa. Esta diferencia entre el ingreso y el egreso se debe, entre otras razones, a que “el costo por afiliado supera en un 43 % al promedio de otras obras sociales”. Además el déficit responde a los sobreprecios por la compra por medicamentos “un 60 % más que el costo promedio del mercado”

En el informe se mostró, además, que la gerenciadora de la obra social de Camioneros es IARAI SA. Y la dueña de IARAI SA es, Liliana Zulet, la esposa de Hugo Moyano.

De acuerdo a los estados contables, la obra social cuyos balances están en “rojo” tuvo un sorpresivo ingreso millonario por venderle el Sanatorio Antártida, al Sindicato de Camioneros. Los documentos oficiales de esta operación que podría constituir una “simulación y fraude” mostrados en La Cornisa.

Allí se contó que la obra social contrató para su reforma a la empresa Aconra S.A., que habría facturado 349 millones de pesos, según descubrió Ocaña. La diputada denunció que Aconra “es una empresa del holding Moyano y su esposa Zulet”.

Sospecha de fraude millonario en un sanatorio de Camioneros - Clarín