DSJ19 23 mayo, 2020

Al permitir el Estado la posibilidad de salir a caminar cerca de los domicilios, las familias tienen que tener en cuenta algunos aspectos para disfrutar de esos momentos.

En el marco de la cuarentena para evitar la propagación de coronavirus, el Gobierno provincial ha considerado que la situación epidemiológica está dentro de los parámetros para autorizar ciertas actividades. Debido a esto, comenzó a flexibilizarse la administración del aislamiento, adoptando diferentes modalidades, enfatizando que niñas, niños y adolescentes son sujetos de derecho y velando por su seguridad sanitaria.

El Gobierno de San Juan habilitó las salidas recreativas cortas para niños y adolescentes, pero es importante para la reconexión con el mundo exterior, tener en cuenta ciertas pautas. Sin dudas, la más importante, que los adultos acompañen a los chicos en este proceso.

La situación ha obligado a modificar los hábitos diarios de millones de familias, que permanecen aislados en sus casas. Muchos niños experimentan angustia y como dispositivo en el abordaje terapéutico con niños, es importante protegerlos, garantizando además su salud mental.

La licenciada en Psicología Agostina Zini, coordinadora del Programa Fortalecimiento Familiar dependiente de la Dirección de Niñez, Adolescencia y Familia del Ministerio de Desarrollo Humano, manifestó: “Los derechos del niño son fundamentales e inciden de manera directa en su desarrollo integral y todo lo que está relacionado con la estabilidad emocional; poder garantizar la salud mental, básicamente. La realidad es que este contexto de encierro, propio y necesario a raíz de la cuarentena, se ha ido generando una serie de comportamientos, en mayor o menor medida en los chicos, vinculados a un aumento de ansiedad, siendo normal que aparezca un poco más frecuentemente la irritabilidad en los chicos. También puede haberse visto reflejado en alteraciones del sueño y conductas un tanto regresivas”.

Zini destacó que “es el momento oportuno para ahora focalizar la mirada en la salud mental, psicológica, considerando que la salud es una cuestión integral, es un todo. En primera medida, nos parece muy importante, como psicólogos, poder encuadrar de la manera más clara posible las condiciones dentro de las cuales va a tener lugar este permiso, o la excepcionalidad de la salida”.

Además, la psicóloga centra su mirada profesional en tres puntos que considera principales: el cómo, el cuándo y el dónde. “Las salidas van a tener que darse siempre respetando los protocolos vigentes, el distanciamiento social, el uso de barbijos, y aclararles en todo momento que es en el marco de la vigencia de la cuarentena; hay que aclarar también que es dentro de un radio que está ya determinado, de manera tal que se pueda un poco planificar hasta donde, darles a elegir inclusive a ellos en el marco de lo posible”.

En el marco de las pautas vigentes, es importante tener en cuenta a la hora de salir por primera vez luego del aislamiento, que “primero deben hablar con palabras claras haciendo un fiel reflejo de la realidad porque el niño necesita confrontarse con la realidad en la que está, aclararle que esto es excepcional, que es un permiso que se está teniendo y que para que pueda durar y persistir en el tiempo, hay que respetar las condiciones con las que está dada. Como papá o mamá, trataría de que sea un momento en el que uno como adulto esté predispuesto a que el clima afectivo y emocional, sea el mejor porque realmente uno de esa manera vuelve a propiciar la salida para el disfrute y no a lo mejor aprovechar para hacer una compra o hablar con algún vecino. Que realmente haya y sea un espacio y un momento de conexión con el chico, para la reconexión con el afuera lo cual, por supuesto que va a ir siendo muy paulatino, muy progresivo con el tiempo”.

“Se está desarrollando, por primera vez, su propia capacidad de superación y resiliencia, como adultos acompañemos a los chicos a que esta cuarentena una oportunidad de autoconocimiento y crecimiento ante la pérdida momentánea de contacto con algunas personas que forman parte de nuestros hábitos”, finalizó la profesional de Niñez.