DSJ19 22 febrero, 2021

El piloto de Chevrolet reveló que venció en La Plata con la ayuda de su padre, quien falleció el lunes pasado por COVID-19. Los tributos al recordado preparador.

Un impacto emotivo se vivió en el mediodía del domingo, donde el recientemente fallecido Alberto Canapino tuvo merecidos homenajes. El preparador, que murió el lunes pasado por COVID-19, tuvo reconocimientos hoy en el Autódromo Roberto Mouras de La Plata, donde el Turismo Carretera abrió su campeonato. Este arranque tuvo el triunfo más esperado y correspondiente a la memoria del chasista que ganó once campeonatos en la categoría y fue la de su hijo Agustín Canapino que lo honró con todo: pole positions, serie y final.

En el inicio de la transmisión televisiva se le dedicó un clip que resumió los éxitos del preparador Canapino. Antes de la final giraron cuatro autos que alistó Alberto y que se consagraron: el Ford de Juan Manuel Silva (2005), que lo manejó el actual campeón, Mariano Werner; el Dodge de Norberto Fontana (2006), y los Chevrolet de Christian Ledesma (2007) y el primero con el que se consagró Agustín en 2010, que se llevó todo lo que hubo en disputa en el circuito platense.

El arrecifeño de 31 años hizo la pole positions, ganó la serie más veloz, y en la final se impuso de punta a punta y también marcó el récord de vuelta. Se quedó con los 47 puntos que hubo en disputa. Fue el piloto a batir el fin de semana en el escenario platense donde su Chevrolet llevó la inscripción en el parabrisas “Por siempre Pa”.

Luego de su éxito, el segundo al hilo contando su victoria en la última fecha de la temporada 2020, se abrazó muy fuerte con su hermano Matías, que debutó en el TC Pista donde resultó octavo. Luego se saludó con todos los integrantes de su equipo que pasó a llamarse Squadra Canapino y con esta denominación ya consiguió la primera victoria.

Luego de la carrera, el ex piloto Marcos Di Palma (actual diputado provincial por el Frente de Todos) le entregó a Agustín el trofeo con el rostro de Juan Manuel Fangio y la competencia se denominó “Gran Premio Alberto Canapino”.

“Decirle gracias a mi viejo. Es difícil decir algo, porque esta carrera ganada, los campeonatos, todo es tan secundario… Quería ganar. Con mi viejo, por estrategia, no hubiésemos ganado hoy (N. de la R: el ganador carga lastre en el auto para la siguiente carrera). Fue muy difícil en el final con Josito (Di Palma) y la mancha de aceite que hubo y de costado…”

FUENTE: INFOBAE