7 noviembre, 2019

Desde la Policía confirmaron que la pequeña había estado en una compañera en horas de la tarde haciendo un trabajo escolar, y luego se fue a su amigo. La causa, en manos del Centro ANIVI.  

Una nena de 11 años salió de su casa, en Caucete en horas de la tarde. Le había dicho a su madre que se iba a la casa de una compañera suya a realizar algunos trabajos para la escuela. Se fue hasta allí y, cuando los terminaron, se fue hacia el hogar de su amigo.

El joven tiene 17 años, vive en Villa Las Rosas, del mismo departamento, a pocas cuadras de la casa de su compañera. Según relató la presunta víctima, estuvieron tomando bebidas alcohólicas y terminaron en estado de ebriedad. En ese trajín, el amigo de la menor había aprovechado ese estado para abusarla.

La menor se fue a su vivienda sobre las 2 de la madrugada de hoy jueves. Apenas llegó, se quebró y le contó a su madre lo que le había sucedido por parte de su amigo. En ese mismo momento su madre decidió ir a radicar la denuncia a la Comisaría 9na. Allí, la chica afirmó que el joven la manoseó y le habría tocado sus partes íntimas, informaron fuentes policiales. Efectivos de esa dependencia trasladaron a madre e hija al Centro ANIVI, el que ya se encuentra instruyendo en la causa. Será examinada, también, por un médico legista. No habría habido ultrajes.